Descartan nueva delimitación de Zofemat en los próximos 10 años

Posted on septiembre 02, 2011, 11:55 pm
8 mins

CANCÚN, MX.- Luego de los trabajos de recuperación de playas y más recientemente, del mantenimiento de arenales, la Dirección General de Impacto y Riesgo Ambiental (DGIRA) de la Semarnat consideró que no se hará una nueva delimitación de la Zona Federal Marítimo Terrestre y Terrenos Ganados al Mar.

Crearán figura jurídica que impida construir en litoral recuperado

CANCÚN, MX.- La Dirección General de Zona Federal Marítimo Terrestre (Zofematac) ha propuesto diseñar una figura jurídica que impida la ocupación del área de playa restaurada mediante la inyección de arena para rellenar una porción costera en Cancún y Playa del Carmen.
“La Dirección General de Zona Federal es desarrollar un instrumento jurídico, el más idóneo, llámese un decreto de zona de conservación, una concesión, para evitar nuevamente la instalación de edificaciones fijas dentro de la zona federal, dado que eso afectaría la propia dinámica de la playa recuperada”, informó el nuevo director general de Impacto y Riesgo Ambiental (DGIRA), Alfonso Flores Ramírez.
La DGIRA es un órgano desconcentrado de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), encargado de autorizar o no las obras y proyectos que son sujetas de evaluación del impacto ambiental.
“Por otro lado también se está viendo la posibilidad de que las invasiones (de zona federal) de asentamientos irregulares sean denunciadas formalmente ante la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa)”, dijo.
La figura jurídica en la que trabajan la Zofematac permitiría sólo la instalación de estructuras movibles, como palapas, camastros y demás estructuras que no sean fijas.
Por supuesto quedaría prohibida la ampliación de hoteles, condominios y casas habitación o su construcción, coincidió, al término de la reunión sostenida por integrantes del Fideicomiso de Restauración Ambiental de Playas.
“La figura sería flexible, que permitiera la colocación de instalaciones movibles o temporales, pero definitivamente ver la posibilidad de que ya no se permitiera algo fijo, porque eso estaría afectando la evolución del relleno de arena y aceleraría de nuevo el proceso de desgaste y erosión y, en un evento adverso, provocaría el deslave de la arena hacia el mar”, subrayó.
Durante el encuentro del Fideicomiso, la Comisión Federal de Electricidad (CFE) presentó su informe sobre el monitoreo de la dinámica de las playas, con fecha de corte de junio del 2011.
Alberto Sosa Hernández, el técnico que dio los detalles, recordó que la obra consistió en un relleno simple de 10.6 kilómetros de playas en Cancún, con 5.2 millones de metros cúbicos, para conseguir anchos de playa iniciales de 80 a 110 metros, que al reacomodarse dejarían entre 30 y 40 metros de playa seca.
En Playa del Carmen se rellenaron con 800 mil metros cúbicos, 4.2 kilómetros, con la meta de obtener anchos de playa iniciales de 40 a 50 metros, y de 20 a 30 ya con el deslave natural.
Las mediciones hechas durante un año de estudio son positivas, reiteró la CFE, pues los anchos de playa seca superaron las estimaciones. En Cancún, aseguró el funcionario, hay playas hasta con 155 metros. No precisó su ubicación.
Sin embargo, Sosa Hernández mostró imágenes en Playa del Carmen, específicamente en Playa Car, en donde se observa que se ha comenzado a construir sobre la zona de playa recuperada.
“Entre las acciones para mantener los anchos de playa deseados, no se debe permitir ampliar la infraestructura fija en la zona residencial de Playa del Carmen, por ejemplo”, aseveró.
En el mismo tenor, la especialista del Instituto Mexicano de Tecnología del Agua (IMTA), Pilar Saldaña, dijo al presentar el primer reporte como organismo de vigilancia ambiental del proyecto, que el desarrollo de obras fijas en las playas restauradas, disminuirán el ancho de playa. (Fuente: El Periódico)

El titular de la dependencia, Alfonso Flores Ramírez se reunió ayer con autoridades y miembros del fideicomiso para la recuperación de las playas, ahí expuso que los trabajos realizados y el mantenimiento proyectado a la zona costera no amerita una nueva delimitación de zona federal.
Dijo que se tendrá que esperar un tiempo considerable, aproximadamente 10 años, para que quede completamente definido el ancho de las playas recuperadas, aunado a ellos la autoridad ambiental autorizó una concesión para este proyecto.
El funcionario dijo que independiente a estos puntos, lo principal es que Semarnat se encuentra buscando una figura jurídica más idónea -que la concesión- para proteger las playas y evitar invasiones, dado que se debe de mostrar dentro de 10 años que se está manteniendo el relleno de arena que se hizo.
En conclusión, el funcionario aclaró que la Zofemat no autorizará nuevas concesiones de playa ni terrenos ganados al mar, y solo se mantendrán los que ya estaban autorizados antes de los trabajos de recuperación de playas con esto se garantiza que no haya invasiones y sobre todo que no se impacten los nuevos arenales.
Aclaró que los únicos permisos que darán serán los temporales que no impliquen estructuras fijas y que no operen más de tres semanas en un mismo lugar.
Por su parte el Presidente del Consejo Coordinador Empresarial, Francisco Córdova, exigió que el manejo de los recursos económicos dentro del fideicomiso de recuperación y mantenimiento de playas sea más transparente.
Mientras el Secretario de Infraestructura y Transporte (Sintra), Mario Castro, detalló que el Gobierno del estado ha aportado tres de los 50 millones de pesos programados para estas obras, y que en Banamex (institución administradora del fideicomiso) hay un saldo de 12 millones de pesos.
Además se han pagado 9 millones a la Comisión Federal de Electricidad por concepto de estudios, 4 millones de pesos para contratación de personal, quedando un saldo en el fideicomiso de 40 millones de pesos. (Fuente: El Quintanarroense)

Comentarios en Facebook

Leave a Reply

  • (not be published)