Buscará Fonatur ‘revitalizar’ los Centros Integralmente Planeados

Posted on febrero 19, 2013, 11:54 pm
7 mins

CANCÚN, MX.- Con una crisis financiera “compleja, pero no crítica”, el reto del Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur), es retornar a sus orígenes y reposicionarse como el mayor desarrollador de centros turísticos de México, indicó el director general de la institución, Héctor Martín Gómez Barraza, quien anunció que los Centros Integralmente Planeados (CIPs), serán revitalizados.

Presente en el XI Foro Nacional de Turismo, que ayer concluyó una jornada de reflexiones y debate que iniciaron el domingo, el funcionario habló de la problemática que ha enfrentado el Fondo y aseguró que “vamos a sanear finanzas y tendremos recursos suficientes para Fonatur”.

También se refirió a los planes para revertir la situación, planteando un nuevo modelo de negocios que permita realizar un proceso de saneamiento financiero para reestructurar la deuda con la banca comercial y de desarrollo e impulsar la inversión turística de manera eficaz y rentable.

El principal propósito –remarcó- es retomar el papel de Fonatur, con la tónica definida por el gobierno federal a través de los cuatro ejes de la Política Nacional Turística: Ordenamiento y Transformación territorial; innovación y competitividad; fomento y promoción; y sustentabilidad y beneficio social.

“Existe la percepción generalizada de que el Fonatur debe recuperar su capacidad detonadora de inversión para atender la problemática que enfrenta el sector turístico nacional”, dijo ante los asistentes a su exposición.

En conferencia de prensa, el funcionario informó que el Fondo trae a cuestas una deuda de cuatro mil 600 millones de pesos; que anualmente pagan 300 millones de pesos por concepto de servicio de deuda y que no existe interés en ubicar al o los responsables.

“No hay necesidad de hacer una auditoria para conocer la situación; francamente está muy claro. No vamos a buscar culpables”, respondió.

Sin embargo, comentó que en 2009 el Fonatur solicitó un crédito de mil 200 millones de pesos para adquirir mil 200 hectáreas de terrenos costeros en Mazatlán, Sinaloa, para desarrollar su nuevo Centro Integralmente Planeado (CIP), denominado originalmente “Escuinapa”, cuyó nombre mutó al ser relanzado, a “Playa Espíritu”.

Aquel CIP duplica la superficie de Cancún y contaría con máximo, 40 mil cuartos de hotel, 12 kilómetros de playa e inversión pública para obras de infraestructura, de 12 mil millones de pesos, sumados a 170 mil millones de inversión privada.

“Fonatur no puede abandonar el proyecto. Es en donde más dinero se está metiendo (…) nos estamos dando a la tarea de resideñarlo; es un proyecto que requiere de carreteras y un aeropuerto”, manifestó.

El futuro de Fonatur…

Previo a la exposición del funcionario, se desarrolló un desayuno en el que especialistas, reflexionaron sobre el papel del Fondo, su caída y su futuro.

El ex secretario de Hacienda, Jesús Silva Herzog, destacó el papel que la institución jugó para el desarrollo de destinos turísticos; Kemil Rizk Aziz, ex director del Fondo, resaltó el esquema de otorgamiento de finciamiento para proyectos turísticos, de manera preferencial, lo que funcionó para impulsar destinos que, bien planeados, ayudaron a paliar las condiciones de marginalidad.

El también ex director del Fondo, John McCarthy, opinó que debe seguir siendo una inmobiliario y que negar que lo ha sido siempre ” es una tontería”.

“Debemos tener un Fonatur fuerte, poderoso, ágil en materia de adquirir desarrollar y vender y asociarse, con una estructura de capital fuerte para poder financiar proyectos turísticos”, consideró.

Añadió que se debe inyectar capital al Fonatur y que algunas de las actividades que podría realizar podrían ser el desarrollo de un corredor turístico que una a Ixtapa y Acapulco; en Cancún, construir el Puente Nichupté; apoyar a Litibú y Capomo y reconsiderar retomar la Escalera Náutica que se frenó, entre otras cosas, por cuestiones políticas, comentó.

Para Cancún y Costa Maya…

El director del Fonatur, Héctor Martín Gómez Barraza, informó que el proyecto de construcción del puente sobre el Sistema Lagunar Nichupté, sufre modificaciones para evitar que sea “agresivo” con el entorno natural, específicamente con los manglares.

También dio a conocer el interés de retomar el proyecto para detonar la Costa Maya, sitio que visitó en días pasados y del cual posee 63 hectáreas del total.

El desarrollo está detenido debido a las restricciones para el aprovechamiento del manglar.

Agregó que se está a la espera del destino que el gobierno del estado, propietario de un porcentaje de la superficie total, defina el futuro que desea para la zona.

Comentó que el destino de Playa Langosta se analiza y que no descartan su posible comercialización; no obstante, garantizó que la ventana hacia el mar “no se perderá”.

Adelantó la revitalización de los CIPs creados por la institución, con atención prioritaria para destinos como Huatulco, Loreto y Cancún. (Fuente: El Periódico)

Comentarios en Facebook

Leave a Reply

  • (not be published)