El Interplaya, otro negocio particular de Carlos Joaquín