Cesan a funcionarios de salud

0
3

TULUM, MX.- Por incurrir en acciones irregulares en contra de propietarios de bares y restaurantes, las autoridades de la Secretaría de Salud despidieron a Javier Giardello, titular de la Coordinación de Protección contra Riesgos Sanitarios, y Francisco Aranda Menenses, verificador del Centro de Salud de Tulum, luego de recibir múltiples quejas por parte de los afectados.


La semana pasada acudieron al municipio representantes de la Jurisdicción Sanitaria Número 02, con sede en Cancún, quienes luego de analizar las múltiples quejas que había en contra de estos dos trabajadores del Centro de Salud, optaron por solicitarles su renuncia con fecha del 1 de julio de 2011.
Con base a información obtenida por este rotativo, el titular de la Coordinación de Protección contra Riesgos Sanitarios, presuntamente extorsionaba a los propietarios de bares y restaurantes, ya que acudía con ellos y les pedía dinero a cambio de no sancionarlo o clausurarlo por alguna irregularidad que detecte en sus establecimientos.
Por lo tanto, los afectados acudieron a presentar las quejas correspondientes en contra del mal funcionario, por lo que al acumularse alrededor de media docena, las autoridades de la Secretaría de Salud decidieron reunirse con funcionarios del Centro de Salud, para recibir una explicación sobre su actuación.
Tras escuchar las versiones y verificar la documentación, los representantes de la Jurisdicción Sanitaria señalaron que por falta de confianza se destituye a Javier Giardello como titular de la Coordinación de Protección contra Riesgos Sanitarios en Tulum.
En el caso de Francisco Aranda Menenses, las autoridades detectaron que andaba haciendo verificaciones en bares y restaurantes con documentación de la dependencia que había sustraído de manera ilegal del área administrativa y solicitaba un promedio de cinco mil pesos a los dueños de los negocios en donde supuestamente había detectado irregularidades.
El verificador le daba un plazo a los dueños o encargados del establecimiento para que le entregara el dinero, ya que de lo contrario procedería a clausurar, cuando no estaba facultado para ello, aunado a que la documentación que elaboraba no ingresaba al Centro de Salud.
Por lo tanto, las autoridades decidieron solicitar la renuncia de Francisco Aranda Menenses, y se levantó un acta en donde se establece que sustrajo el documento de manera ilegal del área administrativa, lo cual es considerado como abuso de confianza o robo, de tal manera que desde el pasado 1 de Julio dejó de prestar sus servicios en la dependencia. (Fuente: Por Esto! de Quintana Roo)

Comentarios en Facebook