Exhiben complicidades para rescatar a hijo de funcionario de Borge ligado a un extorsión

Posted on octubre 12, 2011, 11:55 pm
5 mins

PLAYA DEL CARMEN, MX.- “Si no salen bien las cosas, voy a estar en un hotel de la Riviera Maya”, fueron las órdenes de Sergio López Guzmán a su chofer, quien además cuando se vio descubierto con una de las camionetas entregadas por el empresario extorsionado, le dijo que se diera a la fuga!


Todo un sistema de proteccionismo fue activado por la delincuencia organizada con la extorsión del empresario de Playa del Carmen, en donde abogados, y actuarios tramitaron amparos legales para encubrir a Sergio López Guzmán y su chofer, que junto con Joel Moguel Alayola, recibieron las llaves y los documentos de dos lujosas camionetas.
Así quedó confirmado de acuerdo al reporte de la investigación en torno al chantaje criminal que aquí fue revelado de forma irregular por un elemento de la policía estatal, identificado como Juan Muñiz Ramos que usó información de otra corporación policiaca del Estado.
Con ello el empresario Sergio López, pues así se identifica, hijo de Sergio López Villanueva representante del gobierno del Estado en Playa del Carmen, mantuvo contacto con los cómplices de quienes dirigieron y orquestaron la cuantiosa extorsión.
Y por otra parte, Joel Moguel Alayola, quien fue señalado plenamente en la investigación como el responsable de ofrecer y enviar las dos camionetas producto de la extorsión a López Guzmán, tuvo el cuidado y la discreción de no evidenciarse.
Esto fue porque la entrega de las camionetas realizada por el empresario extorsionado fue en las direcciones que recibió por los extorsionadores. Que fueron las mismas que les proporcionó Joel Moguel Alayola a Sergio López Guzmán.
Y fue desde ese punto donde fueron abordadas por el chofer de López Guzmán y en el trayecto fue detenido como parte del operativo de la Policía Judicial del Estado (PJE).
Fue el chofer quien declaró que su patrón Sergio López Guzmán le dio indicaciones para que fuera a recoger la camioneta y además cuando se vio acorralado por los elementos de la PJE le avisó y López Guzmán le dijo que se diera a la fuga..!
Cabe señalar que las camionetas ya estaban preparadas para ser entregadas a un revendedor de autos en Cancún, pues la indicación fue dada con anticipación y de forma concreta.
Sin embargo, como la extorsión que partió del crimen organizado fue denunciada y con el operativo realizado por la PJE fueron detenidos los cómplices directos e indirectos de los extorsionadores, fue que los vínculos de la delincuencia organizada entraron en acción.
Por ello fue que los amparos legales que fueron tramitados casi de forma inmediata, evidenciaron la gran estructura de complicidad y proteccionismo que rodea la extorsión criminal, porque de forma apresurada abogados y hasta actuarios acudieron rápidamente a las instalaciones de la Subprocuraduría General de justicia del Estado con sede en Cancún, para rescatar a los detenidos, señalados de ser parte de la cuantiosa extorsión al empresario de Playa del Carmen.
Y en donde apenas unas cuantas horas después, el elemento de la policía estatal, Juan Muñiz Ramos, con clave “Apolo” se lanzó a informar a los medios de comunicación con apuntes en mano, sobre una operación e investigación de una corporación policiaca estatal de la que es ajena. Y con ello comprometió una amplia investigación contra el crimen organizado. (Fuente: Por Esto! de Quintana Roo)

Comentarios en Facebook

Leave a Reply

  • (not be published)