Identifican como sicario a hombre ejecutado en Paraíso Maya Cancún

Posted on diciembre 21, 2011, 11:55 pm
11 mins

CANCÚN, MX.- Como Ranferi Herrera Paches y/o Rafael Hernández Méndez (a) “El Panterita”, fue identificado por la Policía Judicial del Estado (PJE) el ejecutado encontrado la noche del martes en la Región 107, en las inmediaciones del fraccionamiento Paraíso Maya.

Paraíso Maya, nido de delincuentes

CANCÚN, MX.- A pesar de que dentro del fraccionamiento Paraíso Maya, Región 107, viven decenas de policías municipales, y hasta hace dos semanas la Secretaría de Seguridad Pública mantenía un retén permanente en el camino que enlaza al Arco Vial, dicho conjunto habitacional se ha convertido en un lugar idóneo para operaciones del crimen organizado, pues se han registrado por lo menos tres ejecuciones y se han encontrado varias casas de seguridad.
No obstante la presencia de elementos policíacos de diversas corporaciones que viven en el fraccionamiento, podría representar que la zona estuviera segura, es completamente lo contrario debido a que ni con los policías ahí, existe tranquilidad, y prueba de esto es que se han registrado un sin número de actos ilícitos que han derivado acciones más fuertes como son operaciones del crimen organizado.
Y es que, a pesar de que no es un fraccionamiento viejo, antes el problema que había era que sólo contaba con dos accesos, uno que es el principal ingresando por la avenida José López Portillo a la altura de Plaza 21 y otro, que era una brecha de terracería y donde hoy está el fraccionamiento Urbivilla del Rey.
Con el paso del tiempo, el desarrollo habitacional fue en aumento y con ello, se abrieron otras vialidades que ante este crecimiento, la avenida principal que es denominada Playas, logró tener salida directa hasta lo que es la prolongación de la ruta 5 que enlaza actualmente con el camino al Arco Vial y que en los últimos meses ha sido convertido en una verdadera ruta de escape del crimen organizado.
Así, este fraccionamiento ya cuenta con tres entradas y salidas que podrían considerarse ruta libre para los delincuentes, quienes operando desde cualquier casa del conjunto habitacional, tienen la opción de moverse hacia la avenida López Portillo e incorporarse al aeropuerto en menos de 15 minutos, o agarrar hacia Mérida.
También, pueden desplazarse hacia las regiones cienes por la ruta 5 ó de plano, tomar hacia la franja ejidal utilizando lo que es el Arco Norte, en donde hasta hace aproximadamente dos semanas, la Secretaría Municipal de Seguridad Pública mantuvo un retén permanente hasta con cámaras de seguridad.
Dentro de todo esto, algunos de los casos más relevantes registrados en dicho fraccionamiento está la instalación de narcomantas en la glorieta del acceso principal, ocurrida la mañana del 6 de noviembre de 2010; esta, era en alusión a la muerte de Ezequiel Cárdenas Guillén y en contra del Cártel del Golfo, y que fueron adjudicadas al grupo delictivo del grupo de “Los Zetas”.
El 18 de enero del 2011, en una de las calles principales, se dio la muerte de Bernardo González Castillo (a) “El Memín” líder de la Fuerzas Especiales de Zetas (FEZ), luego de un fuerte operativo implementado por la Policía Judicial del Estado para localizar varias casas de seguridad que había en el fraccionamiento.
Un hecho más fue el ocurrido el 5 de septiembre pasado, en donde tras la ejecución a balazos del policía Pedro Segovia Hernández en el estacionamiento de la Multiplaza Kabah, en una de las calles del fraccionamiento Paraíso Maya, apareció calcinado el vehículo que utilizaron los sicarios y que se descubrió, era propiedad del empresario Alejandro Miravete Ruiz que también fue ejecutado luego de haber sido levantado.
Con esto, el último caso fue la ejecución de seis balazos calibre 7.62 de AK-47 conocida como “cuerno de chivo”, de Ranferi Herrera Paches y/o Rafael Hernández Méndez (a) “El Panterita”, cuyo cuerpo apareció tirado en un camino de terracería a unos 100 metros de la escuela primaria Bakhalal sobre la avenida bulevar Mar Caribe. (Fuente: Por Esto! de Quintana Roo)

El rostro y las huellas dactilares del occiso, correspondían a Ranferi Herrera Paches, buscado por estar relacionado con cuatro intentos de ejecución en Cancún y Playa del Carmen.
La necropsia practicada al cuerpo, reveló que fueron seis impactos de bala los que recibió, calibre 7.62 de AK-47 conocida como “cuerno de chivo”, todos hechos por la espalda.
El conductor del taxi que fue usado para tirar el cuerpo y que después fue abandonado, fue detenido por la Policía Judicial del Estado (PJE) para ser investigado, pues cayó en una serie de contradicciones al ser interrogado.
La Subprocuraduría de Justicia en la zona Norte dio a conocer este miércoles, que las huellas dactilares y el rostro del ejecutado encontrado la noche del martes en el fraccionamiento Paraíso Maya, coincidieron con el nombre de Ranferi Herrera Paches y/o Rafael Hernández Méndez (a) “El Panterita”.
Esto, debido a que se trata de un sujeto que era buscado ya por las autoridades, por estar relacionado con un intento de ejecución en Cancún y tres en Playa del Carmen.
Sin embargo, hasta ayer por la tarde nadie se había presentado a reclamar el cuerpo de manera oficial ante el Ministerio Público del Fuero Común.
La Dirección de Servicios Periciales dio a conocer que de acuerdo con la necropsia practicada al cuerpo, reveló que la causa de muerte fue por lesión encefálica y de tórax, provocadas por impacto de proyectil de arma de fuego calibre 7.62.
El cuerpo presentaba seis impactos de bala, los cuales fueron disparados, según la necropsia, por la parte de atrás en la espalda de lado izquierdo, cráneo en la región occipital, hombro derecho y uno en cada mano. De los seis impactos, cuatro salieron por el cráneo y por el pecho.
En el lugar donde fue encontrado el cuerpo, se encontraron seis casquillos percutidos calibre 7.62 de arma AK-47 conocida como “cuerno de chivo”.
Momentos más tarde de que fuera encontrado el cuerpo, la Policía Judicial del Estado aseguró el taxi marcado con el número económico 2673 y placas de circulación 4449-TNA.
El taxi fue abandonado en la Región 202 sobre la avenida Quinta Las Garzas, frente a la privada Quinta del Arroyo, a espaldas de la colonia irregular Cuna Maya y presentaba huellas de sangre en el marco de la puerta trasera derecha, por lo que se presume que fue utilizado para “levantar” primero al occiso y después usado para abandonar el cuerpo.
Al lugar donde fue abandonado el taxi, llegaron el dueño de la unidad y el conductor, identificado como Edwin Fitzgerald Rodríguez Gaburel, de 28 años de edad, quien era hijo del primero.
El taxista dijo a los judiciales que dos sujetos le pidieron servicio en el fraccionamiento Paraíso Maya y que lo llevaron al fraccionamiento Las Palmas, en donde lo habían asaltado despojándolo de su dinero y pertenencias, además de que se habían llevado el vehículo.
Sin embargo, al momento de revisar al taxista, éste tenía consigo su billetera y demás objetos de valor, por lo que fue detenido y puesto a disposición del ministerio público por ultrajes a la autoridad.
Por esta nueva ejecución que incrementa la cifra a 70 en lo que va de este año, el Ministerio Público del Fuero Común inició la averiguación previa 5722/2011.
El miércoles por la tarde trascendió que Ranferi Herrera Paches era conocido como “El Panterita”, pues era sobrino de Ernesto Herrera Silva (a) “El Pantera”, conocido líder del narcomenudeo en Playa del Carmen. (Fuente: Por Esto! de Quintana Roo)

Comentarios en Facebook

Leave a Reply

  • (not be published)