Llegaron de Tamaulipas para secuestrar a empresario

Posted on abril 09, 2010, 11:54 pm
13 mins

CANCÚN, MX.- El crimen organizado se diversifica, pues ya no solamente se dedica al narcotráfico, sino también al secuestro y robo de vehículos simultáneamente, según evidencia el caso de los tres sujetos que sostuvieron un enfrentamiento a balazos con policías en la colonia irregular Valle Verde, el pasado jueves.

Ligan a plagiarios detenidos con ejecución de agente migratorio

Gustavo Maciel, (a) “El Pelón” uno de los principales miembros del grupo de secuestradores (implicados con la ejecución del agente de Migración, Alejandro Solís Vallarino) y que fue detenido esta semana en la Zona Hotelera por elementos de la Policía Judicial del Estado, durante las investigaciones en torno al “levantón”, que sufrió el empresario Juan Anselmo Landon González, fue liberado por el Ministerio Público del Fuero Común, pese a que se sabía de su peligrosidad.
Lo más grave es que todo fue del conocimiento total de la directora de averiguaciones previas de la Subprocuraduría de Justicia Verónica Acacio Trujillo.
Con ello aún más grave resultó la detención de los tres secuestradores, sumado al rescate de sus víctimas, pues los detenidos confesaron que los mismos que realizaron el secuestro de los dos abogados y el empresario de la Zona Hotelera, rescatados ayer tras un tiroteo, están implicados en la ejecución del agente del INM, Alejandro Solís Vallarino.
Además los detenidos reconocieron que pertenecen a un grupo del crimen organizado, al que señalaron como “Los Zetas”.
Gustavo Maciel de acuerdo a reportes federales es señalado de encabezar secuestros y extorsiones, y pese al grado de complicidad y peligrosidad fue liberado.
Sólo estuvo unas cuantas horas preso en los separos de la Policía Judicial del Estado, y nunca fue presentado y mucho menos se dio a conocer el nombre por parte de la Subprocuraduría de Justicia.
Estuvieron más preocupados en protegerlo y encubrirlo para liberarlo.
Este sujeto se sabe que participó en el secuestro del empresario, pues fue quien dirigió a los plagiarios. Se sabe que se transporta en vehículos de lujo, y se le ha visto en un automóvil de la marca Audi, en la Zona Hotelera.
Sin embargo, pese a todo ello, el Ministerio Público del Fuero Común lo dejó en libertad y la directora de Averiguaciones Previas, Verónica Acacio Trujillo estuvo al tanto de esta liberación.
Así, tras la puesta en libertad de Gustavo Maciel este miércoles por la noche, la Policía Judicial del Estado (PJE) investiga otras líneas de investigación en contra de los tres detenidos capturados durante la balacera registrada la tarde del jueves en la colonia irregular “Valle Verde”, pues se sabe que pertenecen al mismo grupo que ejecutó al agente del Instituto Nacional de Migración (INM) Alejandro Solís Vallarino, el pasado martes por la noche.
Durante los careos los tres detenidos confesaron pertenecer al grupo de “Los Zetas” que opera en Cancún, y ellos eran los encargados de cuidar al empresario y a los dos abogados que estaban secuestrados.
Todavía el día de ayer, tanto los rescatados como los detenidos, rendían sus declaraciones ante el Ministerio Público.
Después de que fueran detenidos Alejandro Guzmán Nambo, Ismael Díaz Alor (a) “El Negrito” y José Luis Pérez Molina (a) “La Pulga”; la Policía Judicial continúa investigando en torno al secuestro del empresario Juan Anselmo Landon González y los abogados José Cuevas Pech y Elmer Celtar Castellanos.
Durante el enfrentamiento entre judiciales y hombres armados la tarde del jueves, se logró la captura de tres hombres, quienes al ser interrogados aceptaron pertenecer a una célula de “Los Zetas” que opera en Cancún.
Los tres detenidos confesaron ser parte del grupo de los que se encargan de cuidar a las víctimas de “levantones” o secuestros, además de realizar las “diligencias” necesarias en la organización criminal.
De igual forma, los detenidos dijeron que el grupo que llevó a cabo el secuestro del empresario y los dos abogados, fueron los mismos que cometieron el asesinato del agente de Migración Alejandro Solís Vallarino el pasado martes en la Supermanzana 50.
En este caso, trascendió que la muerte de Solís Vallarino podría haberse tratado de una equivocación, pues en realidad los sicarios buscaban a otro agente migratorio que había delatado al grupo criminal en cuanto al tráfico de indocumentados; sin embargo, esto no ha sido dado a conocer de manera oficial.
Hasta ayer por la tarde, los tres detenidos y los tres hombres rescatados, no habían rendido su declaración ante el Ministerio Público del Fuero Común.
La Procuraduría de Justicia anunció que daría vista a la Procuraduría General de la República (PGR), por el armamento que fue asegurado durante el operativo en donde se dio el rescate de los tres secuestrados.
Y es que la policía logró recuperar una maleta color negro, la cual tenía en su interior un arma larga tipo AR-15 A2, calibre .223 color negro, misma que se encontraba en dos partes, con cuatro cargadores y un arma corta tipo escuadra color negro con gris, calibre .40, con un cargador desabastecido.
El rescate de los tres secuestrados y la detención de tres de los sujetos armados se dio gracias al trabajo de inteligencia implementado por la Policía Judicial desde que se interpuso la denuncia el pasado primero de abril, por el “levantón” de los dos abogados.
Durante estas investigaciones, se registró el “levantón” del empresario Landon González, y fue así que se obtuvo información de una casa de seguridad ubicada por la zona de la colonia Valle Verde.
Al estar por esa zona tratando de ubicar la casa de seguridad, los judiciales detectaron un carro sospechoso con gente armada y fue así que dio inicio la persecución y se dio el intercambio de disparos.
Después se pidió el apoyo a las demás corporaciones policiacas y al Ejército y se logró la detención de tres de los sujetos armados, así como de la dueña del domicilio donde fueron encontrados los tres secuestrados.
Durante la tarde y noche del jueves y ayer por la mañana, elementos de la policía judicial continuaron con recorridos por la zona de Valle Verde y Avante, tratando de ubicar más casas de seguridad, sin que se reportara algún hallazgo. (Fuente: Por Esto! de Quintana Roo)

Dos de esos sujetos aún están prófugos, y la Policía Judicial reveló que el mismo día del tiroteo detuvo a dos individuos que al parecer están involucrados con los delincuentes de la balacera.
El enfrentamiento en Valle Verde fue entre policías judiciales y plagiarios que presuntamente pertenecen a la organización de “Los Zetas”. Las autoridades estatales anunciaron que informarán del caso a la Procuraduría General de la República (PGR), en vista del armamento que se les aseguró a los delincuentes.
Las autoridades de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) informaron que personal de la Policía Judicial del Estado (PJE) se trasladó la mañana de ayer viernes a la colonia Valle Verde para continuar la búsqueda de los dos sujetos que participaron en el enfrentamiento con agentes judiciales y que lograron huir.
Esos sicarios llegaron de Matamoros, Tamaulipas, según escucharon las víctimas de secuestro. Desconocen el terreno y lo más probable es que aún estén perdidos entre la maleza.
Los agentes judiciales también estuvieron buscando las armas que utilizaron los gatilleros en el enfrentamiento, pero la búsqueda fue infructuosa.
La PGJE se encuentra investigando un posible delito en el que incurrieron policías preventivos, toda vez que señalan que el arma de fuego, tipo AR-15, que se aseguró después del enfrentamiento entre sicarios y judiciales, fue cambiada.
Según la dependencia, al parecer cambiaron el fusil, toda vez que el que fue asegurado en Valle Verde es gris, y el que entregaron los agentes municipales es totalmente negro, además de que estaba desarmado.
Se plantea la posibilidad de que sean citados a declarar los elementos preventivos que participaron en la detención y el aseguramiento del arma de fuego.
Y es que de acuerdo con las investigaciones de la PGJE, al parecer algunos policías y ex policías se encuentran involucrados con ese grupo de la delincuencia organizada.
Después de que fue capturado José Luis Pérez Molina, alías “La Pulga”, por policías preventivos en el sitio de la balacera, posteriormente la Policía Judicial del Estado (PJE) detuvo un Audi en el que viajaba Alejandro Guzmán Nambo e Ismael Díaz Alor alías “El Negrito”.
El vehículo fue identificado por los agentes judiciales, debido a que le fue robado al “Dedos”, el sujeto que dio los informes para secuestrar al empresario licorero de la zona hotelera.
En el vehículo aseguraron más de 100 balas calibre 7.62, para fusil AK-47 “Cuerno de chivo”, y una caja de balas para pistola calibre 45. No localizaron ningún arma de fuego.
En el operativo de anteayer fueron asegurados en total cinco vehículos: dos Tsurus, un Audi, un Altima y el Neón que estaba en la casa de seguridad de dicha colonia, todos presuntamente robados.
Las autoridades de la PGJE informaron que por el armamento que se decomisó a estos sujetos, se le va a dar vista a la Procuraduría General de la República (PGR). Hasta la mañana de ayer los presuntos secuestradores aún no rendían su declaración ministerial. (Fuente: SIPSE/Novedades de Quintana Roo)

Comentarios en Facebook