Capturan en Cancún a jefe de sicarios del Cártel del Golfo y a 4 más

0
208

CANCÚN, MX.- Capturado jefe de una “estaca” (grupo de sicarios) al servicio del Cártel del Golfo, identificado como Ismael Rosas Ibarra (a) “El Mono” y/o “Chucky”. Junto con él, fueron detenidos cuatro sicarios más provenientes de Nayarit y Tamaulipas, entre ellos una mujer.

Al momento de la detención se aseguró un vehículo, una subametralladora calibre .9 milímetros, con un cargador abastecido con 15 cartuchos útiles del mismo calibre. En la cajuela del automóvil, se encontró una cartulina rota que contenía un mensaje similar al dejado en la ejecución de Albin Fernando López Hernández, asesinado en la Región 227.

Los detenidos confesaron haber participado en la ejecución de siete personas tanto en este año como el año pasado y señalaron como jefe de la plaza al sujeto apodado “El Mojón”.

En coordinación con el Ejército Mexicano, elementos de la Policía Judicial del Estado (PJE), lograron la detención de integrantes de una “estaca” (grupo de sicarios) al servicio del Cártel del Golfo; relacionados con varias ejecuciones cometidas en Cancún.

La detención se llevó a cabo durante la media noche del viernes, sobre el bulevar Luis Donaldo Colosio, cuando los elementos policíacos detectaron un vehículo Mazda 3 color plata, con placas de circulación UUL-5595 del Estado de Quintana Roo.

Al momento de interceptar el vehículo, fueron detenidos Ismael Rosas Ibarra (a) “El Mono” y/o “Chucky” de 30 años de edad, originario de Tuxpan, Nayarit; Gerardo Alberto Barrón Salado (a) “El Betillo” de 19 años, originario de Tuxpan, Nayarit; Raúl Hernández Saucedo (a) “El Rulo” de 21 años, originario de Tuxpan, Nayarit; María Isabel García Díaz (a) “Chabe” de 20 años, originaria de Guadalajara, Jalisco y Saúl Juárez Lozano (a) “El Diablo” de 24 años, originario de Nuevo Laredo, Tamaulipas.

También se aseguró un arma de fuego tipo subametralladora marca Lugger calibre .9 milímetros, con un cargador abastecido con 15 cartuchos útiles marca Águila y en la cajuela del vehículo, se localizó una cartulina blanca rota en varios pedazos; los cuales al unirlos formaban un mensaje que decía: “Esto le va a pasar a todos los chapulines. Pónganse verga porque van a mamar. Atentamente los de la A”.

Este mensaje es igual al encontrado el pasado 17 de agosto, cuando fue ejecutado Albin Fernando López Hernández, quien fue asesinado a balazos en su domicilio ubicado en la Región 227.

“Estaca”

Una vez en las instalaciones de la Subprocuraduría de Justicia en la zona norte, los detenidos fueron sometidos a un interrogatorio, en el que dieron a conocer cual era su función dentro de la estructura del Cártel del Golfo y cuánto tiempo tenían dentro del grupo delictivo.

-Ismael Rosas Ibarra (a) “El Mono” y/o “Chucky”.- Manifestó tener tres años de pertenecer a dicha organización delictiva, que antes se hacían llamar “Zetas” y ahora Cártel del Golfo, refiriendo que actualmente era jefe de sicarios de esta “estaca” (nombre que se le da a los grupos de sicarios).

Tenía bajo sus órdenes a Gerardo Alberto Barrón Salado (a) “El Betillo”, Raúl Hernández Saucedo (a) “El Rulo”, María Isabel García Díaz (a) “Chabe” y Saúl Juárez Lozano (a) “El Diablo”; así como otro sujeto apodado “El Duende”.

Dijo que su trabajo era coordinar a los sicarios a sus órdenes, para realizar trabajos “operativos”, que consisten en ejecutar a personas que afecten intereses del grupo delictivo o que simplemente no pretendan alinearse a ellos en el trabajo de venta de drogas.

Refirió estar bajo las órdenes directas de quien refieren como jefe de plaza apodado “Mojón”. Mencionó su participación en diversas ejecuciones de personas en la ciudad de Cancún ya como sicario, ejecutando de manera material a las víctimas o bien coordinando que los sicarios a su servicio lo hicieran.

Dijo que otro jefe de “estaca” (grupo de sicarios), es el “Comandante Marín”, a quien se ha identificado como Jorge Marín González, quien ha participado en varias ejecuciones cometidas por el grupo delictivo.

-Gerardo Alberto Barrón (a) “El Betillo” y Raúl Hernández Saucedo (a) “El Rulo”.- Señalaron tener entre un mes o 20 días de haber arribado a esta ciudad provenientes de Nayarit, por invitación directa del “Chucky”, para que laboraran con él como sicarios del Cártel del Golfo.

-María Isabel García Díaz (a) “Chabe” y Saúl Juárez Lozano (a) “El Diablo”.- Dijeron apenas haber llegado a Cancún, después de haber sido invitados por el propio “Chucky”, para integrarse como sicarios en esta ciudad.

Los dos provenían de Tamaulipas y venían a integrarse al grupo que comandaba “El Chucky”.
“El Diablo” cuenta con antecedentes penales en el estado de Tamaulipas, en donde ha sido procesado ya por homicidio y narcomenudeo, por lo que se investiga si existe algún expediente reciente en el que estén involucrados tanto él como la mujer.

Confiesan ejecuciones

Al momento de ser interrogados, los detenidos dieron cuenta de las ejecuciones en las que han participado como sicarios del Cártel del Golfo.
De los cinco detenidos, María Isabel García Díaz (a) “Chabe” y Saúl Juárez Lozano (a) “El Diablo” aún no participaban en ningún hecho delictivo en Cancún, por haber recién llegado a la ciudad.

En el caso de Gerardo Alberto Barrón (a) “El Betillo” y Raúl Hernández Saucedo (a) “El Rulo”, confesaron haber participado únicamente en la ejecución de Vidal Augusto Ávila Gamboa, ejecutado el pasado 19 de agosto en la Supermanzana 64; hecho en el que participaron empleados del bar “Las Vegas” que actualmente se encuentran recluidos en el Cereso de esta ciudad.

Finalmente, Ismael Rosas Ibarra (a) “El Mono” y/o “Chucky” confesó haber participado en las siguientes ejecuciones:

1.- Averiguación previa 4196/2013, iniciada por la ejecución de Vidal Augusto Ávila Gamboa, cuyo cuerpo fue encontrado degollado el día 19 de agosto, a quien privaron de la vida con un arma blanca, así como con golpes en el cuerpo provocados con piedras, en donde dejaron un mensaje que decía: “Esto me pasó por chapulín. La limpia empieza culeros. Grupo Gama”, mensaje que fue dejado para desviar las investigaciones, al hacer creer que se trataba de un nuevo grupo delictivo.
Fue ejecutado por ser “chapulín”, es decir, vendedor de droga independiente y fue entregado por el personal del bar “Las Vegas” después de golpearlo brutalmente.

El personal del bar reportó al “Mojón” sobre las actividades de Ávila Gamboa y este da la orden al “Chucky” de que se acerque al lugar junto con sus sicarios, para llevar a cabo la ejecución porque habían detectado a este “chapulín” y que apoyara al “Comandante Marín”, quien comanda otro grupo de sicarios.

Por ello, “Chucky” ordena al “Betillo” y al “Rulo”, que apoyen al “Comandante Marín” para llevar a cabo esta ejecución.

– Averiguación previa 4186/2013, iniciada por la ejecución de Albin Fernando López Morales, quien fue asesinado afuera de su domicilio ubicado en la Región 227 con disparos de arma de fuego el día 17 de agosto.

A esta persona lo ejecutaron porque se dedicaba a vender droga de forma independiente (chapulín), a quien igual le dejan un “narcomensaje” que decía: “Esto le va a pasar a todos los chapulines. Pónganse verga porque van a mamar. Atentamente los de la A”; mensaje igual al encontrado en la cajuela del vehículo asegurado a los sicarios.

– Averiguación previa 3488/2013, iniciada por la ejecución del taxista Roberto Flores Andrade (a) “El Popeye”, quien fuera asesinado el 13 de julio y su cuerpo apareció en la supermanzana 41 en el fraccionamiento Tikal, a quien le privan de la vida mediante asfixia por ahorcamiento y también ahí dejándole un mensaje que decía: “Esto me pasó por extorsionador y querer cobrar derecho de piso para el comandante L52 Daniel Velázquez Caballero y el comandante Martín y Luis Altamirano Terrones alias El Pelón. Hay los espero en el infierno. Atentamente los de la A”.

La ejecución de “El Popeye” fue ordenada porque después de trabajar durante mucho tiempo para el grupo delictivo como narcomenudista, quería salirse de la organización.

– Averiguación previa 181/2013, iniciada por la ejecución de Jonathan Gabriel Pech Tello (a) “La Johana”, cuyo cuerpo apareció el 12 de enero de este año en Alfredo V. Bonfil y que falleció a consecuencia de asfixia y golpes. Varios de sus cómplices ya se encuentran encarcelados por este homicidio.

– Averiguación previa 1532/2012, iniciada por la ejecución de Alfredo Jeremías Salinas González, Irving Alejandro Alfonsín Martínez y Heidy Guadalupe Yam Quen; quienes fueron asesinados a golpes con maderas y con armas blancas; cuyos cuerpos aparecieron en la colonia irregular Generación 2000 el año pasado. Por este triple homicidio, ya hay varias personas encarceladas.

Finalmente después del interrogatorio, la policía localizó en un predio de la Supermanzana 64 aledaño a donde fue encontrado el cuerpo de Vidal Augusto Ávila Gamboa, un cuchillo que, al parecer, fue el arma usada para degollarlo. (Fuente: Por Esto! de Quintana Roo)

Comentarios en Facebook