Denuncia empresario “sofisticada” extorsión de CFE en Playa

0
5

PLAYA DEL CARMEN, MX.- Robert Grisham, empresario de Playa del Carmen denunció lo que considera una sofisticada extorsión por parte de la Compañía Federal de Electricidad (CFE).


El propietario del establecimiento Coffe Café detalló que durante cuatro meses sus recibos por consumo de energía eléctrica oscilaban entre 10 mil y 12 mil pesos, sin embargo, este monto, repentinamente, se duplicó, por lo que a finales de agosto de 2008 solicitó a la CFE la revisión de su medidor.
“Vino un empleado de CFE y checó el medidor, me dijo que todo se encontraba bien, y que mi consumo era el que se indicaba en los recibos. El trabajador me dio una serie de indicaciones para eficientar y disminuir el consumo de energía eléctrica, las cuales seguí, con lo que mi recibo disminuyó de más de 20 mil pesos al rango que había estado pagando durante varios meses”, comentó Grisham.
Pero la sorpresa llegó el 11 de mayo pasado, apenas saliendo de la crisis provocada por la influenza, según comenta el afectado: “El 11 de mayo llegaron unos empleados de la Compañía, y directamente, sin revisar ningún otro medidor, abrieron el mío, y me dijeron que tenía un ‘diablito’ por lo que cortaron de manera inmediata la energía eléctrica, no sin antes decirme que aunque se trata de un delito federal, no darían parte al Ministerio Público”.
La multa fijada por el supuesto robo de energía eléctrica fue de 120 mil pesos. “Fui a la CFE y hablé con un funcionario de nombre Reyes Cohkan, jefe del departamento comercial, le dije que no reconocía la deuda porque yo no había alterado el medidor, y le expliqué que meses antes un empleado de la CFE había estado en mi local. El empleado de la CFE reconoció que había hecho la revisión, sin embargo, nunca me entregó una constancia ni informe de la visita, sino hasta hace unos días, ya que me habían cortado la luz”.
“Yo creo que es una extorsión, es como si estuvieran cazando empresarios para cubrir una cuota de recuperación; si yo tuviera alterado el medidor no habría pedido la visita de un empleado de la CFE”.
“Desde el 11 de mayo no tuve energía eléctrica en mi negocio, y la multa de 120 mil pesos, simplemente me resultaba imposible de pagar; luego de varios días de negociar con Reyes Cohkan la “cuota” me fue reducida a 37 mil pesos, y finalmente quedó en 32 mil pesos”. La luz la reconectaron hasta el 13 de mayo en la noche”, precisó Grisham.
“Estábamos apenas saliendo del problema de la influenza, de mi negocio comen 30 familias, y encima de todo, tenemos que pagar las ilegalidades de las autoridades”, concluye el empresario.
De la problemática tuvo conocimiento Carlos Castillo Xicoténcatl, el superintendente de zona, funcionario que parecía eterno en el municipio Solidaridad, quien, rápidamente se desentendió de la situación, ya que desde hace unos días no despacha más desde esta bella ciudad, pues fue trasladado a Mérida, y su lugar ocupado por Capi Madera. (Denuncia hecha llegar a Noticaribe por Robert Grisham)

Comentarios en Facebook