Afloran más anomalías de Carlos Joaquín por basurero en la Riviera

Posted on junio 29, 2009, 11:56 pm
9 mins

PLAYA DEL CARMEN, MX.- Tanto la venta del antiguo basurero de Playa del Carmen, como la supuesta proyección de la nueva celda del relleno sanitario de Chemuyil, estuvieron envueltos en irregularidades de principio a fin, con el consabido resultado de que la obra, es decir, el nuevo relleno sanitario no se realizó.


Primero, fue la venta del antiguo basurero de Playa del Carmen (predio San Damián), aunque en realidad no se trató de una venta sino de un “Convenio de colaboración”, en el que el ayuntamiento recibió en “donación” 23.5 millones de pesos de manos de las empresas “Inmobiliaria Nuevo León”, representada por Marcos Metta Cohen; “Inmobiliaria Helmer”, represen tada por el mismo Metta Cohen; y “Cabi Conjuntos Residenciales”, cuyo representante es Abraham Cababie Daniel, uno de los empresarios más beneficiados por la administración local y estatal.
A cambio, de la “donación”, el ayuntamiento se comprometió a gestionar las modificaciones ambientales, las licencias y los permisos necesarios para que sobre el predio San Damián se pueda construir por “lo menos 1000 (un mil) cuartos o su equivalente por hectárea, de acuerdo a la normatividad aplicable, y por lo menos 36 hoyos de campo de golf (…).”
Esta historia no es nueva, y Noticaribe, en su momento, la dio a conocer con precisión como también dio a conocer que el predio “Tlacaelel”, donde se pretendía realizar la celda del relleno sanitario de Chemuyil había sido obtenido por medios ilícitos por parte de la desarrolladora Vive Riviera Maya, que había despojado a los legítimos poseedores, pertenecientes a la Unión de Pequeños Propietarios “Crescencio Maas Chan”, con la anuencia y el apoyo de las autoridades municipales. (Ver información).
A cambio del apoyo recibido por el ayuntamiento de Solidaridad, en la época de Carlos Joaquín, la empresa, supuestamente, entregó al ayuntamiento un terreno de 20 hectáreas, donde se construiría el nuevo relleno sanitario.
Todo ello ya se sabe. Lo nuevo del asunto es que el dinero destinado a la construcción del relleno sanitario no fue pagado en su totalidad a Grupo Ecológico del Norte, la empresa constructora de la celda del relleno sanitario, y que la titularidad del predio no se encuentra a nombre del ayuntamiento de Solidaridad, que además no cuenta con ningún documento probatorio de su posesión.
En resumidas cuentas, Carlos Joaquín nunca se ocupó en darle certeza jurídica al predio donde se realizaría la celda del relleno sanitario en Chemuyil, por lo que ahora, aunque el ayuntamiento asevera que el predio le pertenece, según los registros catastrales, aquél se encuentra a nombre de una empresa.
Sólo se pagó 30 por ciento del precio del relleno sanitario
La celda del relleno sanitario de Chemuyil fue otro de los “negocios particulares” de Carlos Joaquín, y en realidad, nunca tuvo la intención de concretar la obra pública. Hasta el último momento simuló la construcción de lo que sería el nuevo relleno sanitario. La anuencia de fraccionamiento de mil hectáreas del predio Azteca, adyacente al en que se ubica el relleno sanitario fue el único interés que movió a Carlos Joaquín, pues por lo menos obtuvo “la donación” de un predio que no está a nombre del ayuntamiento y respecto del cual no hay ningún documento, además de la posible iguala generada por el irregular fraccionamiento del enorme predio Azteca que no cuenta con ningún servicio público.
En su III y último Informe de Gobierno, Carlos Joaquín González dijo tronante que “a favor de la protección del medio ambiente, ya tenemos un relleno sanitario que cumple con las normas ambientales”. El 29 de marzo, en entrevista con medios de comunicación, Joaquín González aseguró que el relleno sanitario ya se encontraba terminado: “ya está, los vamos a invitar para que vayamos, no vamos a hacer un acto oficial pero estaré acompañado de ustedes si así lo permiten e iremos a inaugurarlo y a ver el nuevo relleno sanitario que a partir del primero de abril comenzará a operar”.
Pero el relleno sanitario que ya estaba listo para comenzar a operar el primero de abril, fue sólo la tapadera de un negocio de fraccionamiento de predios.
El pasado 3 de junio, y derivada de la solicitud 098/2009, la Unidad de Transparencia y Acceso a la Información de Solidaridad, dio a conocer que de los 4 millones 473 mil 751 pesos que se debieron haber destinado a la obra del relleno sanitario, sólo se tenía registrado el pago del 30 por ciento de anticipo con un monto de 1 millón 392 mil 125 pesos; además de que no se había realizado la rescisión del contrato; esto es, a nadie, ni a los empresarios de Grupo Ecológico del Norte, supuestos encargados de la obra, ni al ayuntamiento les importó continuar con el contrato, exigir su cumplimiento.
Ello pone en evidencia que Carlos Joaquín nunca tuvo la intención de llevar a cabo la obra del relleno sanitario, y éste fue sólo una pantalla para beneficiar a la empresa Vive Riviera Maya. En una solicitud de información hecha por este medio en julio de 2008, en la que se requirió saber el monto total de los recursos para la ejecución de la celda del relleno sanitario, el ayuntamiento señaló que se habían requerido 4 millones 473 mil 751 pesos, y en esa ocasión, no aclaró que únicamente se había ejercido la tercera parte (…).
¿De quién es el predio de Chemuyil?
En la solicitud de información 093/2009 se requirió saber si “el predio de Chemuyil, donde se ubicaría el relleno sanitario, es propiedad, todavía, del ayuntamiento; (y) precisar la extensión del terreno que el ayuntamiento posee en el predio denominado Tlacalael (…)”. Y la respuesta por parte del Catastro municipal fue la siguiente: “después de realizar una búsqueda en nuestro archivo de esta Dirección y en nuestra base de datos, se encontró que citado predio está a nombre de Inmobiliaria y Edificaciones Ferria S. A. de C.V., mismo que se encuentra ubicado dentro de la extensión territorial del municipio de Solidaridad, con una superficie de 281, 511.09 m2”.
Como lo señalamos, el dominio del predio no ha sido trasladado al ayuntamiento de Solidaridad. Tampoco aparece en el listado de predios donados al ayuntamiento, de acuerdo a la solicitud 0168 de octubre de 2008.
En la solicitud 097/2009, en la que se pidió la entrega de una copia del documento que compruebe la propiedad, por parte del ayuntamiento, del predio de Chemuyil, en el que se ubicaría el relleno sanitario; ante lo evidente, esto es, la inexistencia del documento, el ayuntamiento simplemente optó por guardar silencio, y el Oficial Mayor, Abel Azamar, no dio respuesta a la solicitud.
Entonces, finalmente, ¿de quién es el predio de Chemuyil? (Noticaribe/segunda parte)

Documentos relacionados

Pago relleno sanitario
Propiedad predio Chemuyil
Predios donados al Ayuntamiento y destino
Sin documentos sobre el predio en Chemuyil

Comentarios en Facebook