Consignan en Cancún a maestro por pederastia

Posted on noviembre 13, 2009, 11:52 pm
11 mins

CAN­CUN, MX.- El maes­tro de edu­ca­ción fí­si­ca, Juan de Dios Gó­mez Agui­lar, de 37 años de edad, fue con­sig­na­do el me­dio­día de hoy an­te un Juz­ga­do Pe­nal por los de­li­tos de por­no­gra­fía in­fan­til, abu­so se­xual, co­rrup­ción de me­no­res y vio­la­ción en agra­vio de dos me­no­res de 13 y 14 años, quie­nes vi­vían con él des­de ha­ce tres años en un do­mi­ci­lio de la Su­per­man­za­na 60.

Confiesa perversiones: “todo empezó como un juego…”

CANCÚN, MX.- “Todo empezó como un juego y después me fue gustando, había niños a los que no les gustaba, pero yo los iba instruyendo y aprendían rápido. La vida es light”, esta fue parte de la declaración ministerial del depravado sujeto Juan de Dios Gómez Aguilar, quien fue detenido por pederasta el pasado martes.
La perversidad de este sujeto era tal, que fueron encontradas más de mil imágenes de menores con contenido sexual en las que incluso existen menores de hasta nueve meses de edad.
Durante su declaración, Gómez Aguilar, aceptó sin remordimiento ser el responsable de los videos pornográficos, incluso explicó que todo empezó hace ochos años cuando veía a los niños desnudos en el baño, situación que comenzó a gustarle cada vez más.
En este lugar comenzó a tocar a los niños en diferentes partes de su cuerpo y así fue obligándolos a que mantuvieran relaciones sexuales con él incluso, dijo que a algunos niños no les gustaba tener relaciones con él, pero que en estos casos él los instruía y los pequeños se acostumbraban y “aprendían” rápido.
“Todo empezó como un juego y después me fue gustando, había niños a los que no les gustaba, pero yo los iba instruyendo y aprendían rápido. La vida es light”.
El ahora detenido explicó que actualmente tiene dos años de estar divorciado, pues se separó de su esposa por supuesta “incompatibilidad” de caracteres.
Finalmente, declaró a las autoridades que los videos pornográficos eran únicamente para su uso personal y en ningún momento pensó en comercializarlos.
En tanto, se dio a conocer que este sujeto trabajaba como maestro de educación física en cinco jardines de niños, cumpliendo un total de 16 horas a la semana.
Se trata de los centros Hunab-Ku, ubicado en la Supermanzana 64; Chami-Há, en la Región 92; Alfonso Reyes, Luz María Serradel, en la Supermanzana 60 y Yakunahil.
Asimismo, personal de la Subprocuraduría de Justicia reveló que el material asegurado del interior de la casa del sujeto, fue de 300 discos compactos con mil 400 imágenes de pornografía infantil, incluidos bebés de nueve meses de edad.
También, un total de 28 discos con 52 videos pornográficos, en los cuales se pudo observar al pederasta rodeado de niños, a los cuales obligaba a fumar cigarros y observar revistas pornográficas.
Con este material también fueron asegurados, una cámara fotográfica, tres más de video y una computadora, en la cual editaba los videos; además de 23 discos más que no fueron revisados por la premura del tiempo para consignarlo y un vibrador de plástico. (Fuente: Por Esto! de Quintana Roo)

La Fis­ca­lía Es­pe­cia­li­za­da en De­li­tos Se­xua­les pro­ce­dió pe­nal­men­te con­tra el pre­sun­to pe­dó­fi­lo y lo tras­la­dó a la cár­cel de Can­cún, lue­go de ha­ber per­ma­ne­ci­do en el Hos­pi­tal Ge­ne­ral, don­de re­ci­bió aten­ción por una le­sión que su­frió al caer de ma­ne­ra ac­ci­den­tal al mo­men­to de su de­ten­ción la tar­de del miér­co­les.
De­bi­do a la gra­ve­dad de es­te asun­to, la pro­pia fis­cal es­pe­cia­li­za­da en De­li­tos Se­xua­les, Ya­ra Co­huó Re­jón, acu­dió a la cár­cel y rea­li­zó per­so­nal­men­te los trá­mi­tes de la con­sig­na­ción de Gó­mez Agui­lar.
A su lle­ga­da a la pri­sión, la fun­cio­na­ria men­cio­nó: “Va­mos a en­tre­gar el ex­pe­dien­te, se nos es­tá ven­cien­do el pla­zo y ne­ce­si­ta­mos en­tre­gar­lo a la ofi­cia­lía de par­tes, don­de nos van a in­di­car a qué Juz­ga­do se va a ra­di­car es­ta ave­ri­gua­ción pre­via­…se es­tá con­sig­nan­do por los de­li­tos de abu­so se­xual, vio­la­ción, co­rrup­ción de me­no­res y por­no­gra­fía in­fan­til”.
El pro­fe­sor de edu­ca­ción fí­si­ca es­tá con­fe­so, pues re­co­no­ció en su de­cla­ra­ción an­te el Mi­nis­te­rio Pú­bli­co que des­de ha­ce ocho años em­pe­zó a co­me­ter esos abu­sos, lue­go de la rup­tu­ra de su ma­tri­mo­nio que só­lo du­ró dos años.
En su de­cla­ra­ción mi­nis­te­rial, se­ña­ló que to­do ini­ció co­mo un jue­go, en el que pri­me­ro sen­tía pla­cer al ver a los me­no­res de edad en el ba­ño de las es­cue­las de ni­vel prees­co­lar don­de la­bo­ra­ba y des­pués em­pe­zó a ma­no­sear a los dos me­no­res que vi­vían con él.
Gó­mez Agui­lar fil­ma­ba esos en­cuen­tros se­xua­les, por­que di­jo ser afi­cio­na­do a los vi­deos, y has­ta el mo­men­to la Sub­pro­cu­ra­du­ría de Jus­ti­cia no ha en­con­tra­do in­di­cios so­bre la po­si­ble dis­tri­bu­ción de ese ma­te­rial.
Las in­ves­ti­ga­cio­nes con­ti­núan pa­ra de­ter­mi­nar si al­gu­no de los me­no­res de prees­co­lar que tu­vo a su car­go pu­do ha­ber su­fri­do un abu­so se­xual.
El maes­tro de edu­ca­ción fí­si­ca brin­da­ba sus ser­vi­cios en el kín­der Xu­mi-Ha, en la Re­gión 92, y an­te­rior­men­te la­bo­ró en los jar­di­nes de ni­ños Hu­nab-Ku, en la Su­per­man­za­na 64; en el kín­der Le­ti­cia Ce­ral­de, en la Su­per­man­za­na 60, y en plan­te­les de edu­ca­ción pú­bli­ca en la Re­gión 516 y en la Su­per­man­za­na 41.
Gó­mez Agui­lar re­co­no­ció que sa­bía que es­ta­ba mal lo que ha­cía y se mos­tró arre­pen­ti­do.
Co­mo in­for­ma­mos, es­te ca­so fue de­nun­cia­do el lu­nes pa­sa­do por un me­nor de 13 años, quien es­ca­pó del do­mi­ci­lio de Gó­mez Agui­lar en la Su­per­man­za­na 60, don­de el ado­les­cen­te vi­vía jun­to con su her­ma­no de 14 años, por­que su ma­dre no po­día man­te­ner­los y se los en­tre­gó al pro­fe­sor por­que creía que era una bue­na per­so­na. (Fuente: Diario de Quintana Roo)

Comentarios en Facebook