Justifica titular de Educación cobro de polémicas cuotas escolares

0
4

CHETUMAL, MX.- El secretario de Educación, Eduardo Patrón Azueta, aclaró que el cobro o recaudación de aportaciones o cuotas voluntarias en las escuelas, no está siendo eliminado o restringido por las autoridades educativas del estado, dado que es un recurso que los padres de familia entregan y utilizan para el mantenimiento de las escuelas a falta de un presupuesto oficial para ello.


El secretario explicó que estas aportaciones “voluntarias” podrán realizarse pero de acuerdo al Artículo 57 de la Ley de Educación que marca 15 días después de iniciado el ciclo escolar correspondiente, y a través de la decisión de los propios padres de familia que deben establecer el monto y la forma de entrega y el destino que se le dará a los recursos.
“Cuotas que deberán ser fijadas por las mesas directivas ya habiéndose iniciado el curso escolar, después de los primeros 15 días de clases, y de acuerdo con las necesidades que se tengan en las escuelas y a un proyecto de trabajo que los mismos padres de familia realicen, deberán ser los padres quienes manejen y operen el tema de la aportación voluntaria y decidirán en qué invertirlas”.
Insistió en que lo que sí está restringido es que se condicione la inscripción de los alumnos o la entrega de documentos a cambio del pago de esas aportaciones, y dijo que habría sanciones administrativas como el exhorto, la llamada de atención y la nota mala para los directivos de escuelas que permitan este método de presión.
El secretario señaló que incluso se realiza una campaña para informar a los padres de estas disposiciones y se están instalando mantas con la invitación, para que no se dejen obligar a este pago.
Hay que señalar que de acuerdo con el director de Participación Social de la Secretaría de Educación en Quintana Roo, Rafael Pantoja Sánchez, se recibieron quejas de varios padres de familia molestos porque les querían condicionar la inscripción de sus hijos o la entrega de sus documentos a cambio de diversas cantidades.
El funcionario de la Secretaría de Educación (SEQ) verificó personalmente esas situaciones y pudo comprobar la irregularidad que se dio en los planteles, como fue el caso de la secundaria técnica número 2, en donde el director Jaime Contreras Méndez y el presidente de la mesa directiva, David Hadad Castillo, cobraban 200 pesos por inscripción de cada alumno.
También en el jardín de niños Gabilondo Soler obligaban a una madre de familia a pagar 600 pesos a cambio de entregarle los documentos de su vástago que este ciclo ingresará a la primaria, según dijo el funcionario, quien de inmediato realizó los reportes correspondientes y advirtió de sanciones para los responsables. (Fuente: El Periódico)

Comentarios en Facebook