Después de 8 días de agonía, fallece repartidor de pizza arrollado en Chetumal

Posted on junio 28, 2015, 11:53 pm
6 mins

CHETUMAL, MX.- A ocho días de haber sido arrollado por un automóvil Volkswagen Jetta cuyo conductor huyó, Angel Eduardo Esquivel Caballero, el joven repartidor de pizzas de Sergio’s, falleció este día en un nosocomio de Cancún derivado de las graves lesiones que sufrió. El Ministerio Público procedió a reclasificar el delito de lesiones inicial al de homicidio culposo en la carpeta de investigación que inició por lesiones y daños.

A través de las redes sociales se informó que el repartidor de pizzas que fue arrollado el pasado domingo 21 de junio, sobre el cruce de las avenidas Insurgentes con Héroes, falleció en un nosocomio de Cancún donde era atendido por especialistas, por lo que solicitaron apoyo para la familia a fin de darle cristiana sepultura.

Este día, fuentes de la Procuraduría General de Justicia de Quintana Roo confirmaron el deceso de quien en vida respondiera al nombre de Angel Eduardo Esquivel Caballero, de alrededor de 25 años, aunque informaron no conocer las causas de su muerte ya que un representante social de la zona norte se encargó de dar fe del suceso.

Fueron ocho días los que estuvo en agonía el joven repartidor de pizzas; el primer día fue atendido por médicos del Instituto Mexicano del Seguro Social de Chetumal, para estabilizarlo, y posteriormente, por la gravedad de sus lesiones, trasladarlo a una clínica de especialidades en Cancún.

Y es que el dictamen médico fue que Angel Eduardo presentó fractura expuesta de tibia y peroné en la pierna izquierda, luxación del fémur de la misma extremidad, así como contusión craneal, lesión en bazo y choque hipovolémico; su estado de salud fue reportado como grave, lo que a la postre le causó la muerte, pese al esfuerzo de los médicos por salvarle la vida.

El domingo 21 de junio, Angel Eduardo festejó el Día del Padre con su familia, ya que de acuerdo a información obtenida tenía un par de hijos, y por la tarde se dirigió a cumplir con sus obligaciones laborales para llevar el sustento familiar.

Pero cuando se dirigía a entregar un pedido a bordo de la motocicleta Honda Econo-Power color azul, con placa de la entidad JLD1Y, con dirección de poniente a oriente sobre la avenida Insurgentes fue colisionado por un vehículo.

El hecho ocurrió al cruzar la glorieta Leona Vicario, cuando un conductor presuntamente ebrio y manejando con exceso de velocidad, a bordo de un Volkswagen Jetta Clásico de color negro, con placas de Quintana Roo, lo embistió brutalmente por alcance, lo que originó que Angel Eduardo saliera disparado de su motocicleta y cayera sobre el panorámico, para posteriormente ser arrastrado cerca de 30 metros.

El conductor del automóvil no se detuvo, al contrario, imprimió mayor velocidad según narraron los testigos, y al llegar al cruce con calzada Veracruz ingresó y avanzó en sentido contrario sobre la avenida de Insurgentes para luego internarse de nuevo a la calzada Veracruz con el fin de darse a la fuga con dirección de sur a norte.

Vehículos particulares y del servicio de alquiler siguieron el vehículo hasta la vivienda número 66 de la calle Graciano Sánchez entre 8 de Octubre y Guillermo Lope de Vega, pero el conductor logró darse a la fuga, pues según el propietario del predio sólo el conductor ingresó la unidad a su estacionamiento, le dejó la llave y huyó.

Posteriormente se averiguó que el vehículo Volkswagen Jetta Clásico negro, con placas de Quintana Roo UVP-018-A, está registrado a nombre de Armando Coronel San Martín, con residencia en la colonia Luis Donaldo Colosio, en Bacalar.

Las autoridades policiales realizan las diligencias pertinentes para determinar si esta persona era quien conducía, y así poder deslindar responsabilidades por los delitos de lesiones y daños en agravio de Angel Eduardo E.C, y la empresa Sergio’s Pizzas.

El Ministerio Público inició ese día una carpeta de investigación por lesiones y daños, pero al fallecer el joven repartidor de pizzas reclasificó el delito de lesiones a homicidio culposo por hechos de tránsito para el deslinde de responsabilidades, que se agravan para el conductor al dejar abandonada a su víctima. (Fuente: Por Esto! de Quintana Roo)

Comentarios en Facebook

Leave a Reply

  • (not be published)