EJECUTAN A TAXISTA DE LA ZONA HOTELERA: Maniatado de pies y manos y con rostro encintado, hallan cadáver con el tiro de gracia en Cancún

0
75

CANCÚN, MX.- Con el rostro encintado y las manos y los pies amarrados con cinta industrial, y el tiro de gracia, así fue hallado la mañana de este el cuerpo de un presunto taxista de la Zona Hotelera de Cancún.

El ejecutado, identificado como Lini Rodríguez Reyes, fue reportado alrededor de las 6:40 horas de hoy en un camino de terracería, en medio de un área verde, a unos 260 metros aproximadamente de la Avenida Pedro Joaquín Coldwell, entre las avenidas Colegios y Querétaro, en la Supermanzana 308.

Un reporte preliminar de la Procuraduría General de Justicia de Quintana Roo precisó que el cadáver fue encontrado en posición de cubito ventral y vestía un pantalón azul marino con calcetas blanca y negras, cinturón color café y guayabera blanca con el logotipo de los taxis turísticos que prestan su servicio en la Zona Hotelera de Cancún.

El perito de la Procuraduría estableció que a simple vista el ejecutado presentaba dos impactos de proyectil de arma de fuego, aunque no se precisó el calibre.

El cuerpo presentaba dos orificios en la región temporal derecho e izquierdo, pero se desconocía aún si era de entrada o salida.

En el lugar se encontró una ojiva.

La zona fue acordonada mientras se buscaban más evidencias, pero fue todo lo que encontraron. El cuerpo fue trasladado al Semefo para la necropsia de ley.

El periódico Por Esto! de Quintana Roo reveló que el taxista había sido “levantado” la tarde del jueves en la Región 251, a la altura del fraccionamiento Paseos del Mar, por un comando armado, ante la mirada de decenas de testigos.

Sospechosamente, personal del área de conflictos del sindicato de taxistas “Andrés Quintana Roo” se llevó el vehículo que manejaba el ahora occiso y no dieron parte a las autoridades.

Con esta ejecución, suman 18 personas asesinadas por el crimen organizado en lo que va de este año en Cancún. (Noticaribe | Fotos: @solis_ceci @Albert6_Aguilar)
CLzqS1nVEAERjRK.jpg large

VENDÍA DROGA Y YA HABÍA LIBRADO UN INTENTO DE EJECUCIÓN

CANCÚN, MX.- Ya en una ocasión había logrado salvar la vida el taxista Lini Rodríguez Reyes, cuando miembros del grupo delictivo de “Los Pelones” intentaron “alinearlo” pues era vendedor de drogas de manera independiente.

En aquella ocasión, en marzo del 2012, el taxista fue baleado cuando se encontraba dentro del bar “El Charco”, ubicado en el bulevar Luis Donaldo Colosio, pero logró salvar la vida.

Ahora, las autoridades presumen que su ejecución está ligada a la lucha que existe por el control del narcomenudeo en la Zona Hotelera, en donde el taxista operaba.

El 15 de marzo del 2012, las corporaciones policíacas y cuerpos de emergencias atendieron el reporte de una persona lesionada por arma de fuego en el bar “El Charco”, ubicado sobre el bulevar Luis Donaldo Colosio, a la altura del kilómetro 10.5.

El intento de ejecución se dio cuando uno de los clientes se encontraba en una mesa y dos sujetos que iban en una motocicleta llegaron hasta el lugar, donde uno de ellos entró al bar y se dirigió a la mesa donde estaba y le disparó a quemarropa.

Los empleados lavaron la sangre que quedó en el interior del bar, levantaron los casquillos percutidos y las esquirlas de las balas y posteriormente sacaron al lesionado del bar, para deslindar de cualquier responsabilidad al establecimiento, por lo que todos fueron detenidos en ese entonces.

El lesionado en aquella ocasión fue el taxista Lini Rodríguez Reyes, quien después de ser herido fue llevado al IMSS de la avenida Cobá.
El taxista recibió dos impactos en el brazo izquierdo y uno en la región abdominal del lado izquierdo superior, pero logró salvar la vida.

Las investigaciones por ese intento de ejecución llevaron a las autoridades a que el hecho era un ajuste de cuentas perpetrado por el grupo delictivo de “Los Pelones”.

Desde entonces, el taxista era vendedor de drogas de manera independiente y el grupo delictivo quiso “alinearlo”, y al negarse intentaron ejecutarlo, fallando en ese momento.

A tres años de haber sobrevivido al intento de ejecución, Lini Rodríguez Reyes fue encontrado sin vida ayer por la mañana, pues en esta ocasión no logró escapar de la muerte.

Las autoridades creen que esta ejecución está relacionada con la lucha que hay por controlar la venta de drogas en la Zona Hotelera, pues al parecer el taxista continuaba vendiendo drogas a los turistas, aunque hasta ahora no se ha dado a conocer si lo hacía para un grupo delictivo, o continuaba de manera independiente. (Fuente: Por Esto! de Quintana Roo)

Comentarios en Facebook