“¡DÉJENME TRABAJAR UN RATO!”: Cunde la desesperación y propietarios de comercios no esenciales protestan frente a la Secretaría de Salud en Chetumal

0
28


Por Rafael Briceño

CHETUMAL, MX.- Al entrar en vigor, por tercera semana consecutiva, el color rojo del semáforo sanitario propietarios de establecimientos comerciales considerados no esenciales realizaron una manifestación frente a la Secretaría de Salud para exigir sean atorizadas a laborar, ya que se encuentran desesperados por la falta de ingresos económicos para atender las necesidades de sus familias.

Sin una autoridad sanitaria que les diera la cara, los comerciantes expusieron su demanda de poder trabajar y la exigencia al gobernador Carlos Joaquín González de la reapertura comercial de la avenida de los Héroes

“Tenemos hijos que mantener, paguen mi renta, debo pagar agua, luz y renta déjenme trabajar un rato”, se pudo observar en las pancartas.

Pidieron que la Comisión Federal de Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) suspenda las acciones intimidatorias que los ha obligado a suspender actividades.

Reconocieron que, obligados por la necesidad, algunos de ellos decidieron reiniciar actividades pero fueron obligados a cerrar bajo el argumento de ser considerados no esenciales para la vida económica de Chetumal.

Jazmín Merlín, una de las comerciantes afectadas, reconoció que la situación económica es desesperante, ya que muchos carecen de fuentes alternas de ingresos y atraviesan por una difícil situación para llevar el sustento a sus familias.

Afirmó que las despensas que distribuye el gobierno del Estado no han llegado y su contenido es insuficiente para mitigar las necesidades de la población durante la pandemia que se prolongará por varios meses.

“Solicitamos la reapertura de nuestros negocios para poder sobrevivir. El estar cerrados por ser considerados no esenciales ocasiona que no tengamos ingresos y nuestras familias lo resienten”, afirmó.

Dijo que los comerciantes considerados no esenciales han iniciado el proceso de cumplimiento de los protocolos sanitarios y se comprometieron a reforzar las medidas para evitar la propagación del COVID-19.

Debido a que no fueron atendidos por ninguna autoridad sanitaria anticiparon que mantendrán sus manifestaciones hasta obtener una respuesta. (Noticaribe)

Comentarios en Facebook