“NO NOS VAMOS A DEJAR”: Habitantes de zona rural de OPB lanzan advertencia ante aumento de robos y violencia

Posted on julio 28, 2020, 1:47 pm
4 mins

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Por Rafael Briceño

CHETUMAL, MX.- Además de implementar toque de queda y organizarse en grupos de autovigilancia, habitantes de la Ribera del Río Hondo decidieron portar armas de fuego para defenderse, en caso de algún ataque ante el aumento del índice delictivo en la zona.

Aunque el presidente municipal, Otoniel Segovia Martínez argumentó la necesidad de que los afectados denuncien para que puedan atacar la raíz la delincuencia.

Tras conocer la implementación del toque de queda en la comunidad de Álvaro Obregón y la integración de grupos de autovigilancia, el edil capitalino sostuvo reuniones con autoridades ejidales, cañeros y habitantes de Rojo Gómez, Pucté, Sac-Xan, Álvaro Obregón y Álvaro Obregón Unidad Agrícola para implementar acciones dentro de la Mesa de Seguridad.

Aseguró que los tres órdenes de gobierno dan seguimiento a la situación que prevalece en la zona, “pero para poder atacar de raíz el problema es necesario fomentar la cultura de la denuncia ante la autoridad”.

Dijo que sólo con las denuncias interpuestas podrá darse el debido proceso e integrar las carpetas de investigación, culminar en una sentencia y no en una simple detención de 36 horas.

Segovia Martínez anticipó que se realizarán operativos de verificación de motocicletas para detectar aquellas que no estén en regla y a gestionar el aumento de vigilancia por parte de las corporaciones de seguridad.

Además se comprometió a presentar ante el ejecutivo estatal y los integrantes de la Mesa de Seguridad las necesidades de los habitantes de la Ribera del Río Hondo para atender las demandas a la brevedad posible. Mientras tanto, algunos pobladores decidieron portar armas de fuego para repeler cualquier ataque ante el aumento en el índice delictivo.

Manifestaron que Policía Rural Estatal (PRE) no brinda auxilio constante por falta de insumos para su traslado.

Aunque el fin de semana habitantes de la comunidad de Álvaro Obregón implementaron sus propias medidas de seguridad, este lunes una mujer fue víctima de robo con violencia al ser despojada de dinero en efectivo por dos sujetos que se transportaban en motocicleta.

El presidente de la Confederación Nacional de Productores Rurales (CNPR), Benjamín Gutiérrez Reyes, manifestó la inconformidad por el crecimiento de la delincuencia es generalizada en la Ribera del Río Hondo ante las deficiencias de la Policía rural lo que los ha obligado a tomar sus propias medidas de protección

“Hay productores que constantemente viajan a Chetumal y diversas comunidades rurales, sin embargo, ya lo hacen armados para defenderse en caso de algún ataque de la delincuencia”, confirmó.

Anticipó que ante el abandono en el que se encuentran de las autoridades, en cualquier momento “algún ciudadano de la Ribera del Río Hondo se va a meter en problemas porque algunos traen su cuernecito y no se van a dejar (…) Si logran ganar le van a meter un tiro a un delincuente y se van a ir a la cárcel (…) Hay que tratar de evitarle (…) Sabemos que no podemos hacer justicia por nuestra propia cuenta pero desgraciadamente la Policía no está haciendo su trabajo y solamente se quejan que no tienen gasolina”, advirtió. (Noticaribe)

Comentarios en Facebook