Layda Sansores deja alcaldía en la CDMX para buscar la gubernatura de Campeche

0
118

CIUDAD DE MÉXICO, MX.- Es un hecho que Layda Sansores San Román, actual alcaldesa en Álvaro Obregón, en la CDMX, esta preparando sus maletas rumbo a Campeche, donde será la candidata a gobernadora por Morena, publicó infobae.com.

La titular de la alcaldía había mencionado en diferentes medios de comunicación que su intención nunca fue ser alcaldesa en la capital, y que su corazón y pasión política siempre estuvo en su estado natal Campeche, mismo donde su padre Carlos Sansores Pérez, mejor conocido como “El Negro”, fuera gobernador por el PRI de 1967 a 1973.

Hoy, a través de un video, la política campechana se “destapó” en su carrera para encabezar el gobierno del estado, a pesar de que aún funge como alcaldesa en la Ciudad de México.

“Estoy feliz, en una reunión con legisladores para consolidar el proyecto de transformación de López Obrador en Campeche. Ya es tiempo de regresarle la esperanza a este pueblo, que llevo en mi corazón.” Escribió en su cuenta de Twitter poco después de publicar su video.

En lo que concierne a la Alcaldía Álvaro Obregón, dice Carlos Nader Argumedo, activista y político en la alcaldía, el actuar de Sansores dejó mucho que desear. Prueba de ello es la queja constante de los vecinos de la demarcación por la falta de atención a los ciudadanos, hasta en las cuestiones más básicas, como las reparaciones de fugas de agua, de baches y luminarias fundidas.

Es una de las alcaldías con menos cercanía con la sociedad y que implementa acciones que no precisamente son las prioritarias.

El caso más emblemático, y sobre el que Nader Argumedo, se ha pronunciado en varias ocasiones junto con los habitantes de la zona, es la obra de las Escaleras Eléctricas de la (in)justicia, como le han llamado a la obra que tendrá un valor de 190 millones de pesos.

Se trata de un “andador”, con una una longitud de 50 metros lineales que, además de comenzar en una de las zonas más peligrosas por su alta criminalidad, termina en medio de una “loma” desde la que hay que bajar a pie, pues las escaleras eléctricas sólo serán de subida. Por si fuera poco, asegura Carlos, los vecinos de la zona ni siquiera quieren la obra, pero no pudieron manifestarlo porque, el día que iniciaron las obras, policías se apostaron a la entrada de las casas, para impedir la oposición a la construcción.

Otra de las obras cuestionadas de la administración de Sansores, fue la instalación de elevadores para autos en el estacionamiento de funcionarios públicos de la sede de la Alcaldía, con un valor de 20 millones 985 mil 878.79 pesos, obra realizada en plena pandemia del COVID 19.

A este par de ejemplos, se suman cuestionamientos por 53 millones de pesos de adjudicaciones directas entre las muchas cosas que hay que aclarar sobre la gestión de Layda Sansores en su paso por Álvaro Obregón. (Fuente: infobae.com)

Comentarios en Facebook

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here