TABASCO | Con 8 mil pesos, autoridades ‘repararon el daño’ a padres del menor que murió aplastado por un portón de herrería en un Centro de Salud

0
566

TABASCO, MX.- Julio César Pérez, padre del niño de año y medio que murió tras ser aplastado por un portón de herrería el pasado lunes, lamenta que las autoridades se deslindaran de cualquier responsabilidad, luego de cubrir apenas los gastos de inhumación.

El menor, jugaba en la entrada de un Centro de Salud localizado en la ranchería Pablo L. Sidar del municipio de Centro, a donde su madre había acudido a consulta, pues se encuentra embarazada; de pronto, el portón cayó golpeando al menor en la cabeza y causándole la muerte.

Posteriormente, personal de la Secretaría de Salud introdujo al Julio César en una oficina: “ahí, un licenciado me dijo que si cuánto necesitaba, no supe responder, pero mi padre fue el que comentó que solo el terreno en el panteón costaba como 2 mil 700 y 5 mil de la mano de obra para la bóveda (…) y eso nos dieron. Me pidieron que escribiera que aceptaba el dinero, no supe que (más) hacer en ese momento”.

Julio César reconoce haber recibido 8 mil pesos de la Secretaría de Salud, pero lo hizo sin pensarlo detenidamente, ahora señala que eso no es suficiente para reparar el daño; desde el lunes, el Centro de Salud permanece cerrado bajo el argumento de que la aseguradora y las autoridades realizan las indagatorias correspondientes.

Mientras, Carolina y Julio César velan los restos de su pequeño hijo. (Con información y fotos de Tabasco Hoy)

Comentarios en Facebook