Debate intenso en el PRD por candidaturas de alianza opositora

0
2

CANCÚN, MX.- Con golpeadores contados por la Fundación de Greg Sánchez, por lo menos con seis patrulleros municipales a bordo de el mismo número de vehículos, el portón principal del edificio estatal perredista asegurado con candado, así como amenazas de “desbandadas” se celebró ayer el Consejo estatal del PRD en el que se decidió que será este organismo en el estado, y no la dirigencia nacional, el que se encargará de palomear los nombres de candidatos a gobernador, diputados, presidentes municipales y sus respectivos regidores.

Pendientes las candidaturas

Después de más de siete horas de sesión del Consejo Estatal del Partido de la Revolución Democrática, los integrantes no lograron un consenso al cien por ciento, por lo que reanudarán la reunión este día a las nueve de la mañana.
Los consejeros aprobaron la plataforma electoral y la integración del Comité para Candidaturas; el punto que quedó pendiente fue el proyecto de acuerdo para la reserva de las candidaturas a gobernador, diputados de mayoría relativa y de representación proporcional, síndicos y regidores.
El Consejo Estatal del PRD realizó la primera de dos sesiones como parte de los requisitos para concretar la megacoalición opositora.
El presidente de Consejo Estatal del PRD, Julián Ricalde Magaña, informó que los consejeros discutieron el proyecto de acuerdo para reservar las candidaturas a gobernador, diputaciones, regidurías y síndicos.
En tanto, destacó, que es un error lo que algunos perredistas han manifestado, sobre que se estarían definiendo las candidaturas.
Subrayó que para eso existen los procesos internos en los cuales, sólo los aspirantes a cargos de elección popular podrán participar siempre y cuando cumplan con los estatutos del partido, como el pago de cuotas.
La reunión se realizó a puerta cerrada y se limitó a los consejeros, por lo que después de varias horas de sesión, llegaron a los acuerdos antes mencionados, dejando un punto pendiente para analizar este día.
La sesión comenzó alrededor de las 12:00 horas y concluyó, en su primera etapa, después de las 19:00 horas.
Respecto a la presencia de un grupo de perredistas afuera de las oficinas del partido, encabezados por Hugo González Reyes, Ricalde Magaña dijo que las decisiones que tomó el consejo estatal son las únicas que tienen validez, debido a que no pueden reunir a los 28 mil perredistas de la entidad. (Fuente: El Periódico)

Apenas unas horas para la celebración de la asamblea solaztequista para la aprobación de la coalición con el PAN, PT y Convergencia, así como la aprobación de la plataforma electoral conjunta, se calentaron los ánimos en el Partido de la Revolución Democrática, debido al “agandalle” del Presidente del Consejo, Julián Ricalde Magaña, con la complacencia de Rafael Quintanar González, el apoyo de Sánchez Martínez.
Así también trascendieron las amenazas a Jaime Hernández Zaragoza para que su expresión votara a favor de todos los acuerdos o se le bloquearía su intención de ocupar la alcaldía de Benito Juárez si decidiera lo contrario, y se excluyó de la Comisión de Candidaturas a Izquierda Social e Izquierda Democrática Nacional, cuyos miembros se mostraban molestos por esto y porque se les impidió pasar siquiera al patio de la sede de su partido en Cancún.
Después de una reunión en el salón Ashanty, propiedad del alcalde benitojuarense, los miembros del Consejo se trasladaron a la sede estatal perredista. No tuvieron ningún problema para ingresar y menos aún para que Ricalde Magaña informara de los puntos de la sesión a los comunicadores convocados a rueda de prensa.
Valla a un jefe
La historia fue totalmente distinta para perredistas de diversos municipios, entre ellos el presidente de la Comisión de Seguridad Pública en Felipe Carrillo Puerto, Noé Bahena Adame, quien poco antes de medio día fue rodeado por los elementos de Seguridad Pública que llegaron a este sitio a bordo de seis patrullas.
Mientras el regidor discutía con los policías, que unas hora después recibieron la orden de retirarse, alrededor de 20 hombres, casi todos con lentes oscuros, estaban en actitud retadora y vigilante a la entrada de la sede perredista, cuyo portón era abierto por un joven que se ocupaba en poner el candado constantemente para evitar el paso a los “indeseables”.
A lo largo del día los “golpeadores”, que presuntamente fueron contratados por la Fundación de Greg, no se movían de sus posiciones, los solaztequistas contrarios a Ricalde lanzaban consignas y exigían que se les permitiera pasar, petición que formularon a Quintanar González antes de entrar al pequeño patio del partido, decirle algunos correligionarios que hay “problemas” con la coalición y, a los reporteros, informarles que ya todos los partidos firmaron la Plataforma electoral común y precisamente por la mañana se había reunido con sus homólogos del PAN y Convergencia.
A las 12:00 horas los consejeros aprueban un receso de tres horas, pero la sesión se reanuda a las 16 con 20 minutos.
Bahena Adame, ex consejero reclama su derecho de participar en la sesión porque su condición de Regidor se lo permite, y se queja que la policía violente al partido, que es un lugar público y de todos los perredistas, y además que su función no es esta sino procurar seguridad a los habitantes de Cancún que se quejan precisamente de un alto nivel delicuencial.
Acusa a Ricalde, María Eugenia Córdova y Antonio Meckler de haber maniobrado esta acción.
“Julián cree que es dueño del partido por la fuerza que le ha dado Greg, pero está totalmente equivocado, en nuestro municipio lo vamos a esperar…Es una vergüenza que a nosotros que somos del partido se nos mande a la policía”.
Asimismo criticó al alcalde: “Greg no puede confrontar a los compañeros, no puede estar enviando policías si quiere ser candidato, estamos dispuesto apoyarlo pero no así”, subrayó Bahena.
La votación
Después de la aprobación de creación de la Comisión de candidaturas, de la cual fue excluida IS e IDN, por los 31 votos en contra de su integración que superaron los 27 sufragios a su favor, trascendió que se solicitará a la dirigencia nacional su intervención o de lo contrario habrá deserciones y votos en contra de los propios perredistas.
Las dos terceras partes de los consejeros votó a favor de la reserva de candidaturas, y que sea el Consejo estatal el que determiné los procedimientos, así como los nombres de quiénes contenderán por los diversos cargos de elección popular que estarán en juego el 4 de julio, o que, antes, si se confirma la alianza, el PRD deberá consensar con los panistas, convergentes y petistas (si es que al final se integran).
Cabe mencionar que consejeros estatales, originarios de los diversos municipios de la entidad, distribuyeron a la prensa el escrito dirigido a Francisco Ángeles Serrano, Secretario Técnico del Consejo, solicitaron que se les entregue el apoyo económico para traslado, hospedaje y alimentación, que saben que son envíados a la dirigencia estatal pero que ésta se los termina quedando. (Fuente: diario Quequi)

Comentarios en Facebook