Consignan a sicarios del Cártel del Golfo relacionados con ejecución en la Región 227 de Cancún

Posted on agosto 25, 2013, 11:56 pm
5 mins

img_1377500613_e2d201fca804667e2d3aCANCÚN, MX.- Por el delito de ultrajes a la autoridad serían consignados a un juez penal los cinco integrantes del Cártel del Golfo que conformaban una “estaca” (grupo de sicarios), comandada esta por Ismael Rosas Ibarra (a) “Mono” y/o “Chucky”.

El Ministerio Público del Fuero Común consignó ayer mismo a un juez penal el expediente iniciado por la ejecución de Vidal Augusto Avila Gamboa, para solicitar las respectivas órdenes de aprehensión por el delito de homicidio; pero sólo en contra de tres de los cinco detenidos, pues hasta el momento no se ha podido confirmar la participación de María Isabel García Díaz (a) “Chabe” y Saúl Juárez Lozano (a) “El Diablo” en alguna ejecución.

En sus declaraciones, los tres sicarios señalaron que “Duende”, “Saúl” y “Cherokee”; fueron quienes asesinaron a balazos a Albin Fernando López Hernández, en un domicilio de la Región 227.

Ayer por la mañana, continuaban rindiendo su declaración ministerial Ismael Rosas Ibarra (a) “El Mono” y/o “Chucky”, Gerardo Alberto Barrón Salado (a) “El Betillo”, María Isabel García Díaz (a) “Chabe” y Saúl Juárez Lozano (a) “El Diablo”.

Los cinco fueron detenidos por elementos de la Policía Judicial del Estado (PJE) y el Ejército, durante un operativo conjunto la media noche del viernes.

Al momento de ser detenidos, aceptaron formar parte de una “estaca” (grupo de sicarios), al servicio del Cártel del Golfo, la cual era comandada por Ismael Rosas Ibarra (a) “Mono” y/o “Chucky”.

El término de 48 horas vencía en las primeras horas de este lunes y los cinco detenidos serían consignados por ultrajes a la autoridad, sin embargo, el Ministerio Público del Fuero Común consignó ayer mismo el expediente iniciado por la ejecución de Vidal Augusto Avila Gamboa, solicitando orden de aprehensión por homicidio calificado en contra de “Chucky”, “Rulo” y “Betillo”.

Sólo ellos están relacionados en la averiguación previa número 4196/2013 por el homicidio antes mencionado, en tanto que “El Diablo” y “Chabe”, no tienen relación con algún ilícito, hasta ahora.

En su declaración ministerial Raúl Hernández Saucedo (a) “El Rulo”, asentó que llegó a Cancún el siete de agosto procedente de Nayarit, en donde fue contratado por el Cártel del Golfo para llevar a cabo varias ejecuciones en Cancún.

A cambio, recibiría cuatro mil pesos quincenales incluyendo vivienda y alimentación, por lo que desde el día que llegó a Cancún fue alojado en una casa del fraccionamiento Haciendas Real del Caribe ubicada en la Región 201, manzana 44, casa 1531, por la avenida Leona Vicario.

De igual forma, Gerardo Alberto Barrón Salado (a) “El Betillo”, dijo también haber sido contratado en Tuxpan, Nayarit, hace alrededor de 15 días, para realizar las funciones de sicario para el Cártel del Golfo.

Dijo haber estado detenido en una ocasión en su ciudad natal, por el delito de robo y que esta es la primera vez que está relacionado con delitos graves.

Fue “El Rulo” quien dejó asentado en su declaración ministerial, que quienes asesinaron a Albin Fernando López Hernández en la Región 227, fueron los sicarios a quienes conoce como “Duende”, “Saúl” y Geiser Abraham Ramírez Castillo (a) “Cherokee”.

Los tres llegaron a bordo de un taxi y asesinaron a balazos a López Hernández, quien se dedicaba a la venta de drogas como “chapulín”.

Una vez consignados, los cinco detenidos serían trasladados al Centro de Reinserción Social (Cereso) de esta ciudad. (Fuente: Por Esto! de Quintana Roo)

Comentarios en Facebook