Buscan al asesino de una chiapaneca en Cancún; la mató de 17 puñaladas por negarse a tener relaciones sexuales, confirman

0
24

_profugo-slideCANCÚN, MX.- El sujeto que asestó múltiples puñaladas a una mujer en el interior de un departamento de la Supermanzana 4, donde ambos laboraban en la preparación de alimentos para una taquería, no ha sido capturado hasta el momento, mientras que agentes judiciales están tras la pista de éste.

Las investigaciones establecieron que el presunto responsable, identificado como Alex Hernández, consumió bebidas embriagantes con la ahora occisa y trató de sostener relaciones sexuales con ella, pero como ésta se negó, la asesinó a puñaladas, sin que fuera concretada la violación.

La Subprocuraduría de Justicia de la Zona Norte informó que la necropsia determinó que Guilli Esther Morales Díaz, de 35 años de edad, recibió 17 puñaladas y que no tenía signos de haber tenido relaciones sexuales recientemente.

El dictamen del médico forense también confirmó que Guilli Esther estaba alcoholizada al momento de recibir las puñaladas y que el asesinato ocurrió alrededor de las 2:00 horas de ayer.

El cuerpo sin vida fue encontrado horas después, a las 8:00 horas, cuando el dueño del departamento llegó al inmueble para ver a sus trabajadores y encontró asesinada a Guilli Esther, mientras que otro de sus empleados, Alex Hernández, ya no estaba en el lugar.

Dentro de las investigaciones, elementos de la Policía Judicial del Estado (PJE) entrevistaron a seis personas relacionadas con el departamento 202, del edificio Torres, donde ocurrió el crimen, el cual era utilizado para la elaboración de alimentos que luego eran trasladados a una taquería.

El jefe de la ahora occisa y otro de sus trabajadores rindieron su declaración ante el Ministerio Público y proporcionaron información del empleado que asesinó a Guilli Esther.

De las 17 puñaladas que recibió la víctima de este crimen, dos fueron consideradas como mortales, porque seccionaron la arteria carótida del lado izquierdo, con lo que murió desangrada. (Fuente: Diario de Quintana Roo)

Comentarios en Facebook