Tras cancelación de permisos para eventos sociales, Yucatán registra 100 nuevos casos de COVID-19

0
399

MÉRIDA, MX.- El Gobierno del Estado recién anunció que se cancelarían los permisos para eventos sociales como bodas y bautizos por falta de responsabilidad tanto de quienes las convocan como de quienes ofrecen servicios de banquetes sin respetar protocolos para evitar contagios y tras ese anuncio, la Secretaría de Salud dio a conocer que hoy se detectaron 100 nuevos casos de coronavirus (COVID-19).

Además del registro de 153 pacientes en hospitales públicos, la dependencia estatal informó también que son 21 mil 610 pacientes los que ya se recuperaron: no presentan síntomas ni pueden contagiar.

Esta cifra representa el 85% del total de contagios registrados, que son 25 mil 139.

Sobre los 100 nuevos casos de COVID-19 en el estado, estos fueron identificados en Mérida, Valladolid, Progreso, Chikindzonot, Kanasín, Tizimín, Umán, Chichimilá, Baca, Chemax, Conkal, Ixil, Izamal, Motul, Opichén y Tetiz.

De los 25 mil 139 casos positivos, 215 son de otro país u otro estado y específicamente en Mérida se han diagnosticado 14 mil 984 personas contagiadas.

En cuanto a los fallecimientos, se notó una leve disminución, pues se contabilizaron cuatro decesos, todos hombres en edades de 44 a 71 años, con esta cifra ya son dos mil 798 muertes.

Sobre la cancelación de eventos sociales, el Gobierno del Estado dio a conocer que fue descubierto que en algunos había aforo mayor a 50 personas en lugares cerrados y a 100 personas en lugares abiertos, además de mesas con un número mayor a las seis personas que se permiten.

Asimismo, se identificaron eventos con duraciones prolongadas mayores a cuatro horas y sin respetar el horario de movilidad hasta las 23:30 horas, también uso incorrecto o nulo del cubrebocas e incumplimiento de las medidas de Sana Distancia

Aunado a ello, en días pasados el Gobierno del Estado procedió a la clausura y aplicación de multas correspondiente a 18 negocios, entre restaurantes, gimnasios, banqueteras y organizadores de bodas, conocidos también como wedding planners, por incumplir con las disposiciones de la reapertura económica ante la pandemia del Coronavirus. (Noticaribe)

Comentarios en Facebook